Percepción extrasensorial

extranses

Mis clientes (como todos, vaya) viven en situación de psicosis permanente, que les lleva a ver fantasmas y a tener preocupaciones que a veces hay que frenar. Primero tranquilizamos, luego vemos qué hacer. Un ejemplo. Me llama XXX y me dice que su competencia, que está dos manzanas más abajo, está vendiendo mucho y tiene que estar haciendo “eso de los anuncios de gogle (así pronunciado)”. Dice que lo sabe porque el otro día estaba cerrado su bar de siempre, fue a otro y la chica le dijo que el dueño de la tienda de la competencia ya casi no va porque se ve que tiene lío y no puede dejar la tienda sola. Puede ser que tenga lío porque es agosto y mucha gente tiene a los empleados de baja, pero no. Tiene lío porque se harta de vender y (mi cliente) llega a la conclusión de que ese incremento vertiginoso de ventas se debe a que el otro comerciante “está haciendo propaganda en eso de gogle”.

Entonces te llama corriendo, que también quiere salir “en lo de gogle” y ponerse las botas vendiendo en agosto. Le preguntas por las fotos de producto para actualizar la web y te dice que las hará su mujer con el móvil cuando vuelva del médico. Quieres saber si tiene alguna oferta especial y dice que no, que  ya no le queda nada de rebajas. Haces todas las búsquedas posibles en Google y no ves ni rastro de una campaña de Adwords de su competencia. Pasas por la puerta de su tienda y el tendero está más solo que la una y con la mirada fija en su smartphone.

Llegas al comercio de tu cliente intentando explicarle que has invertido (dije que no iba a hablar de ‘perder’…) toda una mañana en intentar averiguar qué está pasando con su competencia y ahí está, tan tranquilo, organizando el stock. Te ve, se gira y te dice que un compañero de Murcia dice ahora que se ha abierto una página en Ebay y se está hartando a vender. Nueva prioridad, nuevo fantasma, nueva tarde al garete.

Así es la vida en la pequeña gran ciudad, queridos. Y aunque adoro a mis clientes, a veces me toca hacerles estas reflexiones para que vean que no todo es prioritario, ni urgente, ni siquiera verídico.

Leave A Comment

  Acepto la política de privacidad